Portal Kombat: estrategia rusa de desinformación en Europa

Escoge tu nivel de lectura:

ESTÁNDAR

Portal Kombat: estrategia rusa de desinformación en Europa

Escrito por Marcello Sacco

Una investigación francesa ha descubierto una red de sitios, cuyo origen puede rastrearse hasta la Federación Rusa, que no se limitan a proporcionar desinformación, sino que socavan la posibilidad misma de informar. Un riesgo que crece en Europa a medida que se acerca la fecha de las elecciones europeas.

Parece el nombre de un videojuego, pero no es ninguna broma: «Portal Kombat» es uno de los juegos de información en los que las democracias se juegan el título. La estrategia que lleva este nombre, seductora y amenazadora al mismo tiempo, fue descubierta en Francia durante una investigación de la agencia estatal Viginum, encargada de la vigilancia y la ciberseguridad del país. El ministro de Asuntos Exteriores, Stéphane Séjourné, lo dio a conocer el 12 de febrero de 2024. Lo hizo para que los franceses, y no sólo ellos, fueran conscientes de los riesgos asociados a la desinformación, que tienden a aumentar a medida que se acerca la fecha de las elecciones europeas.

La agencia estatal francesa Viginum ha descubierto una red rusa de desinformación y propaganda en
Europa que ha sido bautizada como «Portal Kombat».

¿De qué se trata? Portal Kombat es una red de portales de información, pero las autoridades francesas se empeñan en escribir «información» entre comillas. Viginum, de hecho, habría identificado al menos 193 sitios vinculados a ella y dedicados a difundir noticias falsas tendentes a presentar, entre otras cosas, la guerra de Rusia en Ucrania como una operación militar legítima. No es casualidad que la red haya sido creada y esté dirigida por TigerWeb, una empresa con sede en Crimea, la península ocupada por los rusos desde 2014, cuando el presidente prorruso Viktor Janukovyč cayó y huyó del país.

Pero el objetivo de la desinformación, ingeniosamente creada por países autocráticos o por agencias de algún modo vinculadas a las autocracias que las patrocinan, no es tanto abrazar una tesis y defenderla a ultranza aun a costa de mentir. La mejor táctica de desinformación hoy en día es hacer ruido, abrazar una tesis a ultranza, pero también su contraria. Como nos recordaba recientemente en una entrevista radiofónica el periodista italiano Mattia Bagnoli, autor del libro Modelo Putin, el objetivo no es hacer que la gente crea una teoría en vez de otra. El objetivo es hacer que la gente dude de que exista una realidad compartida. Esto se consigue amplificando las opiniones de cada público objetivo, inflando las burbujas digitales hasta que chocan.

Ya en 2022, coincidiendo con la invasión a gran escala de Ucrania y la decisión de las autoridades europeas de prohibir la emisión y publicación en Europa de los contenidos del canal de televisión Russia Today (RT) y de la agencia de noticias Sputnik, tres investigadores de la Universidad de Stanford publicaron un estudio sobre la cobertura del movimiento BlackLivesMatter (BLM) por parte de algunos medios de comunicación rusos en 2020, el año del asesinato de George Floyd a manos de policías de Minneapolis.

Según el estudio, algunos sitios nuevos como Soapbox o Redfish, especialmente avispados y agresivos en sus redes sociales, se subieron al carro de la protesta antioccidental transmitiendo una imagen positiva de BLM, mientras que se vieron flanqueados por las opiniones más comedidas, incluso conservadoras, de RT y Sputnik, que enfatizaron la naturaleza violenta del movimiento, apelando más a los temores del ciudadano medio estadounidense que se vio rodeado de violencia callejera tras las truculentas imágenes de la muerte de George Floyd.

Ese estudio, realizado por Samantha Bradshaw, Renée DiResta y Carly Miller, se titulaba Playing Both Sides. Para los desinformadores, no hay una visión de la realidad que defender frente a otra, quizá sometiendo constantemente a ambas a los argumentos del otro y, sobre todo, a la sana prueba de los hechos. Sencillamente, ya no existe una realidad común sobre la que entablar un debate, aunque sea acalorado, pero que no sea una discusión entre sordos.

Tras las revelaciones francesas, los ministros de Asuntos Europeos de Francia, Alemania y Polonia se reunieron el 29 de abril (en el formato del Triángulo de Weimar) y revelaron que la red de desinformación Portal Kombat seguía creciendo, con nuevos sitios web en 19 Estados miembros de la UE y en los Balcanes Occidentales, por no mencionar la intensa actividad de Rusia en África y Asia. Los tres ministros pidieron más recursos para hacer frente a la desinformación en línea.

En este juego, las herramientas de propaganda nunca inofensivas ni ingenuas parecen ser las redes sociales. Por esta razón, la Comisión Europea ha iniciado un procedimiento formal para evaluar si Meta, el grupo propietario de Facebook e Instagram, ha incumplido su compromiso de proteger la integridad de las elecciones europeas al violar la ley europea sobre servicios digitales, esa Ley de Servicios Digitales aprobada en 2022, que se basa en un principio muy simple: lo que está prohibido en la vida real debe estarlo también en la esfera virtual, donde las mil burbujas de la realidad se hinchan, se tocan y luego nos estallan en la cara.

ACTIVIDADES COMPLEMENTARIAS

Desde los tiempos de la Unión Soviética, los rusos siempre han tenido una gran capacidad para influir en la opinión pública occidental mediante técnicas de propaganda y la difusión de noticias falsas. Es la estrategia de la dezinformatsiya (дезинформация). Busque en Google algunos ejemplos de estas actividades durante la Guerra Fría.

FÁCIL

Portal Kombat: estrategia rusa de desinformación en Europa

Escrito por Marcello Sacco

Una investigación francesa ha descubierto una red de sitios, cuyo origen puede rastrearse hasta la Federación Rusa, que no se limitan a proporcionar desinformación, sino que socavan la posibilidad misma de informar. Un riesgo que crece en Europa a medida que se acerca la fecha de las elecciones europeas.

«Portal Kombat» parece el nombre de un videojuego, pero no se trata de una broma, sino de una estrategia de desinformación descubierta en Francia durante una investigación de la agencia estatal Viginum, encargada de la vigilancia y la ciberseguridad del país. El ministro de Asuntos Exteriores, Stéphane Séjourné, lo dio a conocer el 12 de febrero de 2024. Lo hizo para que los franceses, y no sólo ellos, fueran conscientes de los riesgos asociados a la desinformación, que tienden a aumentar a medida que se acerca la fecha de las elecciones europeas.

La agencia estatal francesa Viginum ha descubierto una red rusa de desinformación y propaganda en Europa que ha sido bautizada como «Portal Kombat».

Portal Kombat es una red de portales de información, pero las autoridades francesas se empeñan en escribir «información» entre comillas. Viginum, de hecho, habría identificado al menos 193 sitios vinculados a ella y dedicados a difundir noticias falsas tendentes a presentar, entre otras cosas, la guerra de Rusia en Ucrania como una operación militar legítima. No es casualidad que la red haya sido creada y esté dirigida por TigerWeb, una empresa con sede en la península de Crimea, ocupada por los rusos desde 2014.

Pero el objetivo de la desinformación, artísticamente creada por países autocráticos o agencias de alguna manera conectadas con las autocracias que las patrocinan, no es tanto escoger una tesis y defenderla a ultranza incluso a costa de mentir. La mejor táctica de desinformación hoy en día es defender una tesis, pero también su contraria. Como nos recordaba recientemente en una entrevista radiofónica el periodista italiano Mattia Bagnoli, autor del libro Modelo Putin, el objetivo no es hacer que la gente crea una tesis en vez de otra. El objetivo es hacer que la gente dude de que exista una realidad compartida. Esto se consigue amplificando las opiniones de cada público objetivo, inflando burbujas digitales hasta que choquen

Ya en 2022, tres investigadores de la Universidad de Stanford publicaron un estudio sobre la cobertura que algunos medios de comunicación rusos dieron al movimiento BlackLivesMatter (BLM) en 2020, el año del asesinato de George Floyd a manos de policías de Minneapolis. Según el estudio, algunos sitios nuevos como Soapbox o Redfish, especialmente avispados y agresivos en sus redes sociales, se subieron al carro de las protestas antioccidentales transmitiendo una imagen positiva de BLM, mientras que junto a ellos estaban las opiniones conservadoras de RT y Sputnik, que hacían hincapié en la naturaleza violenta del movimiento y alcahueteaban los temores del ciudadano medio estadounidense que se veía rodeado de violencia callejera tras las truculentas imágenes de la muerte de George Floyd.

Ese estudio se titulaba Playing Both Sides (Jugando a dos bandas). Para los desinformadores, no hay una visión de la realidad que defender frente a otra, tal vez sometiendo a ambas, constantemente, a los argumentos del otro y, sobre todo, a la prueba de los hechos. Sencillamente, ya no existe una realidad común sobre la que debatir.

Tras las revelaciones francesas, los ministros de Asuntos Europeos de Francia, Alemania y Polonia se reunieron el 29 de abril (en el formato del Triángulo de Weimar) y revelaron que la red de desinformación Portal Kombat seguía creciendo, con nuevos sitios web en 19 Estados miembros de la UE y en los Balcanes Occidentales, sin olvidar la intensa actividad de Rusia en África y Asia. Los tres ministros pidieron más recursos para hacer frente a la desinformación en línea.

En este juego, las redes sociales no parecen ser ni inofensivas ni ingenuas herramientas de propaganda. Por esta razón, la Comisión Europea ha iniciado un procedimiento formal para evaluar si Meta, el grupo propietario de Facebook e Instagram, ha incumplido su compromiso de proteger la integridad de las elecciones europeas al violar la ley europea sobre servicios digitales, esa Ley de Servicios Digitales aprobada en 2022, que se basa en un principio muy simple: lo que está prohibido en la vida real debe estarlo también en la esfera virtual, donde las mil burbujas de la realidad se hinchan, se tocan y luego nos estallan en la cara.

Desde los tiempos de la Unión Soviética, los rusos siempre han tenido una gran capacidad para influir en la opinión pública occidental mediante técnicas de propaganda y la difusión de noticias falsas. Es la estrategia de la dezinformatsiya (дезинформация). Busque en Google algunos ejemplos de estas actividades durante la Guerra Fría.

☑️ Comprueba tus conocimientos

Cuestionario de comprensión lectora. Portal Kombat: estrategia rusa de desinformación en Europa

Paso 1 de 3

¿Qué es el Portal Kombat?
ir al contenido